La tentación de otra fantasía inolvidable… sí para una Mujer.

Después de ver a aquel niño tan guapo en aquel documental... rodeado de monarcas… en los bosques de Oyamel fantaseaba con él… cuando ya estábamos en contacto y mi fantasía era conocerlo así:

yo le esperaba en una habitación de hotel, con el vestido ritual, claro; el que había recuperado, a oscuras, con los ojos vendados y entonces él llegaba por detrás porque yo le había dejado la puerta abierta y sin saber siquiera si era él (yo confiaba en que fuera él porque.. me parecía imposible que fuera otro)… que viniera por detrás y que me penetrara directamente.

Era mi fantasía. Y me daba mucho morbo esa fantasía… Eso hubiera sido encontrarme con un auténtico Desconocido. El que yo eligiera. Tú me entiendes, ¿no? A él lo elegí yo porque me gustó, por lo físico. Y al desconocido con el que fui con antifaz… era una venganza.

.No se me ocurrió a mí, por supuesto. Se le ocurrió a un neuropsiquiatra… Un día cuando yo me había sentido princesa Princesa de verdad… El primer día que me sentí Princesa de verdad…

… ese hombre me llevó a la cama. Todo era muy romántico. Cuando yo estaba tumbada en la cama, confiando en él, él me masturbaba, yo todavía estaba vestida, me dijo que me iba a Utilizar. Me dijo que cuando fuera a verle a Madrid… yo llevaría los ojos vendados y que alguien vendría y follaría conmigo y yo nunca sabría quien había sido.

Me lo dijo así, ¿sabes? cuando me estaba masturbando y yo me quedé… ¡Ah! No me lo podía creer, que fuera un juguete para él; así que… bueno, es largo, dejémoslo… -tristeza.

.

Cuando descubrí quién era… y que yo si era un juguete para él… se me dio la oportunidad de… vengarme. Y me vengué. No me gusta ser un juguete. Te lo estoy contando a ti por primera vez, para mí las personas no son juguetes, ¿sabes? Yo sería incapaz de ponerme en contacto contigo para hacerte daño. Pero sé que te puedo hacer mucho daño. No sé, porque no sé cuales son tus circunstancias pero seguro que no van a coincidir con las mías. Entonces no tengo derecho a hacerte daño. Ni a complicarte la vida. Pienso todo eso. Y molestarte ya es hacerte daño. Yo no quiero molestarte. Nunca querría eso. Y perdóname si fue lo que hice. Yo no puedo conocer a cualquiera, ¿entiendes? Mira como soy. Es que no sé ni cómo se me ocurrió probar suerte contigo. Tenía que haber aprendido la lección. Los príncipes azules no existen. Pero como a mí nunca me gustaron los príncipes azules… Yo quiero un caballero. Es imposible imposible que tú seas un caballero. Imposible. Nadie es tan especial. No existe Nadie especial. Es mi pregunta. Porque conmigo se puede tener cualquier clase de relación. Pero sólo quiero relaciones sinceras. Ya, que quién tose, ¿no? No te lo quiero contar. Hay cosas que no te quiero contar pero yo soy libre, ¿entiendes? Soy Libre y voy a intentar ser más Libre. Vale, no pudo ser el concurso de blogs. Pero sé que lo puedo conseguir. Cuando tenga listo todo lo mío… y por eso me quiero centrar mucho en ello pero es que ahora no puedo porque estoy conectada contigo. Es igual, yo me lo voy a currar, lo sé. Quiero salirme literariamente. Y quiero que tú me ayudes… Y mira lo que me estoy arriesgando contigo, ¿eh? ¡Qué no entiendes nada! Es que dices que no entiendes nada. Pero eso es porque no me preguntas porque yo lo puedo explicar todo. Soy rara. Siempre he sido rara. De niña era rara. Pero una rara con amigos, y a la que quiere su familia y … Tengo mucha suerte, ¿sabes? Mucha suerte. Me comprenden muy bien. No soy una de esas personas que cree que no la entiende nadie. ¡Que va! A mí me comprenden muy bien los de mi casa, mis amigos… Tengo amigos, buenos amigos… Pero más que nada tengo una amiga. No sé, es ella la que me da la sensación de entenderme luego con la gente. Me entiendo con mucha gente… Pero una cosa es ahí fuera y lo que tenga que exteriorizar y otra cosa es aquí dentro… Aquí dentro verdaderamente sólo me tengo a mí y no me puedo fallar. Y si quiero lograr todo eso que quiero… no me puedo fallar. Tú tienes que entender que me tengo que buscar la vida para llevar otra clase de vida. Yo quiero Viajar. Quiero escribir sobre el Mundo. Es mi Sueño. Sería misueño encontrar a la persona con la que haría el Camino de Santiago, por ejemplo. Eso me lo puedo permitir. A lo mejor hago el Camino sola… No sé todavía pero si quiero empezar a conseguir cosas también a nivel de experiencia…

Mis futuras experiencias no quiero que vayan de sexo sino de viajes. ¿Podrás entenderme?

– Otra voz que se escapa –

¡Perdón! Lo siento. Iba a hablar otra. Esa no puede hablar. Contigo no. Me niego a que te hable esa. No me la dejes hablar. No tengo que follar contigo. Tengo que tener un amigo. Joder, ya sería mortal, Mortal, que fueras el hombre de mis sueños pero cómo es tan difícil… No existe. No yo… es que necesito un amigo para enamorarme, es que es un lío, tío. Es un Lío. ¡Qué complicado! Nunca nunca nunca… voy a encontrar un tío que me comprenda pero como ya tengo a la familia y tengo a los amigos pues… a mi amiga… se supone que tengo que conformarme. Pero es que me encantaría encontrar un tío que me molase, pero que me aceptara tal cual soy. Soy una impresentable, Impresentable. Pero a pesar de ello… me quieren como soy y me gusta. Sí y Lisboa… Pero me jodería la hostia, no sé… No lo sé pero tiene que ver contigo. Y yo mañana te mando esto porque es el día de los enamorados y tal, coincide; porque para mí el día importante es el 13 siempre. ¿A qué nunca te habían mandado un mensaje de enamorados así? Si te lo mando, claro. Pues un acto poético. En este sentido yo estoy muy loca porque esto no estaba premeditado, y mañana te lo mando. Me arriesgo. ¡Qué sensaciones más raras! Yo creo que te he contado a ti lo que no le he contado a nadie. Pero ni se sabe lo que he contado yo; a lo mejor te digo esto y esto no es nada en relación a otras cosas que conté, es que no tengo ni idea. Pero sé que hoy he hablado desde muy aDentro.

.

Hace un rato me volví otra vez a la fantasía… con el Desconocido que llega por detrás y me penetra. Sin más preámbulos. ¿Te imaginas que sensación? Para mí puede ser Mortal… si no eres tú. Que tú no sabes quién soy yo cuando me enfado. Si de repente descubro que no eres tú… yo por ti no me voy a sentir violada. Si yo espero por Juan Nadie, llega por detrás… y me penetra si puede… Yo voy a estar con los ojos vendados… boca abajo. No lo voy a saber. ¡Cómo no me guste el tío que esté ahí…! Se acuerda. Porque voy a llevar un cuchillo. Bueno no, es broma -y risas pero queda dicho. No soy una psicópata. Estamos jugando con la fantasía. Sin cuchillo. Es igual… Es igual… no lo necesito. Se acuerda. Ahora si el tío que está encima de mí me gusta… su olor, su sabor…

Estoy sacando para ganar el partido, ¿eh?

Te lo digo, ¿te escribo eso? No, no me arriesgo. No escribírtelo no. Es que estoy a gusto así. Me lo imagino. Esta fantasía seguro que la llego a hacer con alguno… Vamos es la fantasía de las fantasías de una mujer. Esto sí que es el Tourmalet de las fantasías femeninas… que el hombre que Desea… llegue por detrás… te penetre, te guste y sea Él. Y que horror: tú te das la vuelta y no le gustas. Eso sí que puede ser… Porque da igual que le gustases, que tú supieras que le gustabas, ahora le puedes no gustar porque claro, tienes 40 tacos. Me mareo de sólo pensarlo. O que te deje tirada, que horror, que horror -sirena de ambulancia. Todo son miedos. Pues las cosas pueden ser peores… Me imagino que no seas tú el que recibes esto, y sea el depredador virtual… qué horrible. Porque yo sé que sea quien sea… me puede hacer daño. Es una fantasía muy arriesgada. No me quiero arriesgar. Sólo me arriesgaría con Juan Nadie. Punto. Pero el auténtico. No sé quien puedes ser tú. ¡Ay! Me da miedo averiguar todo todo… Reacciones bien, reacciones mal, ¡qué lio! Nunca había tenido un lío de estas dimensiones…

¡Que tú has estudiado en América! Que tienes que ser un puritano del copón, joder; que allí hacen lavados de cerebros en las universidades, que yo veo las películas americanas y flipo en colores. Seguro que tú no ves cine francés, y a mí me gusta ese tipo de películas. Me gusta Wong Kar-Wai

Isabel Coixet, sí, a veces no… Me ha dejado atónita Villiers de L’Isle Adam. Yo quisiera escribir como él. Él habla de una mujer como yo. ¿Te acuerdas de lo que te conté de Hadaly? Ella y sus anillos, que se le pueden tocar y … yo todos esos anillos, que lleva Halady… los llevo. Me voy a quedar un rato sola para masturbarme. Lo siento. Quiero masturbarme porque necesito mover el consolador, y tengo un juguete que me encanta… Nunca he probado ese juguete con ninguno de ellos. Tiene que ser una pasada el juguete y una polla. Y dile esto a un niño que no te sale de una pista, ¡por dios! que los conozco bien… Necesito masturbarme porque estoy a punto de tener un orgasmo. Bueno me quedo un rato -ruido de vibrador que se arranca sin querer- Ríete. Y si estás con tus amigos el doble, qué quieres que te diga… ¿Qué me puedo imaginar? Espera, lo concierto antes. Estoy debajo de las sábanas. Si me estoy acariciando. Voy a pensar en mi fantasía, mientras no hablo. Voy a pensar que tú eres Juan Nadie, el que yo conozco y que llegas por detrás y que me penetras. Voy a pensar sólo hasta ahí, ¿de acuerdo?

Y ella conecta ‘el vibrador… cuando en mi reloj son 1h06min de la grabación y entra en orgasmo directamente. No en meseta, en orgasmo puro y duro… Escucho con paciencia. Es lo que hay que tener para acostumbrase a una multiorgásmica… No hay reposos… No en un día como el de ayer. Las contracciones uterinas no se detienen… Lo peor de todo será que luego las ”soportará” durante una hora y media más… Con lo que eso signifique o pueda significar para el motor cardíaco… Por fin, el chico debe haberse aburrido mucho. 1h11min, hasta que ella dice: ‘No me puedo dejar de correr’.

¡Qué fuerte! Y ya no pongamos que seas… tu padre. O tu novia… ¡dios mío! O el de la federación… cualquiera. Puedes ser cualquiera, ¡qué horror! Pero no te llamo hoy. Te llamo mañana por la tarde. No sé, te llamo. -sirena de ambulancia- No me hagas ningún caso.

Y por supuesto hoy todo el día y desde ayer el teléfono permanece desconectado. Porque ella no le llamará. Yo lo sé. Porque no es eso lo que una mujer quiere cuando Desea.

.

.

Al revés del principio…

Anuncios

2 Respuestas a “La tentación de otra fantasía inolvidable… sí para una Mujer.

  1. Podría ser una gran aventura.
    Casi lanzarse al vacío.
    Es fantástico abrirse a lo desconocido, sin cerrar los ojos, con los sentidos bien despiertos para que nada se pierda por el camino.

    Un fuerte abrazo.

    ______________________
    ______________________

    Ya sabes como funciona. Podría ser esa gran aventura… si es el deseado y el deseado era como imaginaste… pero el problema es que es probable que no tenga ni idea de con quién estuve hablando… sólo con un número te teléfono pero si te cuento como llegué a eso :)
    Un abrazo Pau :)

  2. Pingback: Receta ritual para la Sanación de una relación « Los cuadernos de Yladah o el Zodiaco

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s